Cuando se hizo oficial la llegada de Thibaut Courtois al Real Madrid, todas las cámaras apuntaron a Keylor Navas, quien a pesar de ser una de las piezas claves del cuadro blanco en su era dorada de la Champions League, veía amenazada su titularidad.

Lopetegui trató de que la transición fuese paulatina, pero con su salida, Solari tomó la decisión de que Courtois sea el dueño del arco blanco, tanto en la Liga como en Champions. ¿El resultado? La salide del costarricense.

Un arsenal de ofertas

Los clubes más importantes de Europa hicieron su tarea y empezaron a enviar ofertas, pero no fue hasta esta parte del año que el agente de Navas empezó a evaluarlas. Las más resaltantes fueron las de la Roma y Arsenal, siendo esta última y sus 16 millones de razones las que protagonizarían el bombazo del mercado de invierno.

Fuente: Sport.es

Deja tu comentario

A %d blogueros les gusta esto: