Choluteca, Honduras. “La vida no es otra cosa, que un cementerio de Historia, enterradas en fosas que algunos llaman memorias” el día de hoy Tv Sur Noticias dedica una nota a uno de los sitios más emblemáticos para la juventud de las décadas pasadas.

El lugar conocido como “Pozoles Cholina” se debe considerar como un patrimonio cultural, ya que represento el sitio de reunión de decenas de cholutecanos, donde seguramente muchos amigos convivieron buenos momentos, parejas compartieron cariño y personas particulares disfrutaron un buen momento. Ademas de ello se encuentra catalogado dentro del Instituto Hondureño de Antropología e Historia como un bien material que se ubica en el llamado centro histórico de la ciudad.

Recuerdos

Como detalla el Profesor José Santos Guevara “Cholina” ubicado en la avenida colón o la llamada calle ancha,  cuadra antes del antiguo cine Palace (actual casa de la cultura), esquina opuesta a Billares el Negro Tony y frente al Hotel Costa Rica” era el lugar de convivencia de estudiantes, personas de la alta sociedad y sobre todo gente común que disfrutaba platicar mientras se tomaba un pozolito.”

Local donde se ubico Pozoles Cholina

“Este lugar me trae bonitos recuerdos, cuando entrabas mirabas el corredor de piso (ladrillo plano enchapado) su corredor al tipo de las casas colonial, similar al de los Matamoros-Midence, con columnas de maderas”.

Dentro del local se podía apreciar el mostrador donde atendía Cholina (dueña del negocio), quien según adultos de hoy en día era una persona Folclórica, muy jocosa y alegre; Delmy Pineda Carranza quien fuese estudiante del Instituto Superación agrega que “ese era el centro de reunión, ahí se contaba de todo, los estudiantes del José Cecillio del Valle y del Instituto Superación llegaban a relajarse después de clases.., Los cipotes armaban platicas y Cholina era oyente de todo, siempre daba su opinión o hacia un comentario chistoso”.

¿Qué se Podía Comer donde Cholina?

“Lo que se acostumbraba a comer eran unas enchiladitas y unos tacos sabrosos y no digamos el pozol servido en guacal…, pero habían quienes se tomaban su fresquito”.

Imagen Ilustrativa: Pozol Cholutecano

La Perdida con el Mitch

No obstante los años de gloria de muchas generaciones de estudiantes, quienes hoy seguramente son grandes personajes, se llenan de nostalgia al recordar cuando este sitio quedo destruido por el Huracán Mitch.

Local donde se ubico Pozoles Cholina (fotografía 2007)

¿Porqué el nombre de Cholina?

Ahora bien, este sitio tan popular debe su nombre a la dueña y fundadora del negocio Isolina Baquedano; laboriosa mujer  haciendo los exquisitos pozoles, bebida típica sureña elaborada a base de maíz cocido, leche, canela, azúcar, abundante hielo y servido en huacal, recipiente hecho del fruto del jícaro y que sirve como vaso natural.

Lo cierto de recordar este pasado reciente de Choluteca, es que como diría Edward Thomas “El pasado es la única cosa muerta cuyo aroma es dulce”.

Deja tu comentario

A %d blogueros les gusta esto: